22.02.2014

Love Pink Wine: 6 vinos para amar los rosados

Si todavía no te adentraste en el universo que crece entre los tintos y los blancos, acá algunos ejemplares para hacerlo por la puerta grande.


1. GOYENECHEA ROSÉ 2013 ($36)
En el universo rosado hay tres estilos bien diferenciados. Este ejemplar de Goyenechea pertenece a los que son frutados, frescos y con una entrada apenas dulce al paladar, que lo convierte en un vino piletero sin mediación. Se destaca por una nota de cerezas bien clara. Muy frío y con un tapeo de quesos blandos, por ejemplo, tenés segurado un lugar en cielo de los buenos momentos. Para agendar, en especial para quienes no les guste el vino en general. Buena relación calidad precio.

2. FAMILIA GASCÓN ROSÉ ($57)
Hubo un momento en que los rosados del mercado se dirigieron claramente a un público femenino. Escorihuela fue uno de ellos, con su etiqueta floreada. A partir de 2013, sin embargo, la estética cambió hacia un rosado más universal. Corte de Malbec y Sangiovese, ofrece un estilo alto en color, moderno, apenas goloso, con abundante frescura y trazo frutal. El tipo de rosado que descorcharías para una entrada, un picnic o un final de tarde veraniega en un jardín recién regado.

3. MELIPAL ROSÉ 2013 ($60)
El año pasado este vino estuvo entre lo mejor que había en la góndola. Y este año, vuelve a renovar títulos con un rosado apenas subido de tono en materia de color, por lo que se inscribe en el tercer gran grupo de rosés argentinos: como si se tratara de un tinto ligero, ofrecen un perfil frutado de alta intensidad y volumen en boca. De forma que es el rosado perfecto para quien ame los vinos tintos. Ideal para acompañar una pizza finita, con rúcula, mozzarella y oliva.

4. JEAN RIVIER ROSÉ ($60)
De un perfil chispeante, este rosé elaborado con Malbec de San Carlos, en el sur del Valle de Uco, por la bodega sanrafaelina Jean Rivier, consigue un tono medio en términos de intensidad, al que suma una boca seca y tirantona que agrada. Clásico entre los rosados locales, es un ejemplar de ley a la hora de entrarle al tema. En nuestra opinión, es uno de esos que hay que probar para empezar, porque ofrece un paladar universal y fresco, que calza en el medio del mercado.

5. AMALAYA ROSÉ 2013 ($62)
Este vino de Amalaya, lanzado al mercado en 2012, representa la vertiente más moderna a nivel de estilos. Corresponde a un rosado ligero, de color cereza, aromas frutales y sobre todo un paladar seco y de rica frescura. En suma, un ejemplar perfecto para la mesa. Probalo con unas pastas fileto o con frutos de mar, una paella o simplemente con una tablita de quesos y fiambres. Será tu favorito, en especial en un día de calor primaveral.

6. ANDELUNA 1300 MALBEC ROSÉ 2013 ($65)
En el alto Valle de Uco, donde se elabora este rosado, se pueden conseguir aromas frutales y florales para el Malbec. Y precisamente de eso va este ejemplar de Andeluna, con un dato no menor: de un color rojo cereza liviano, aporta frutas rojas con intensidad, además de una boca de paladar seco y acidez vibrante. Todas cualidades ideales para comer. Y un maridaje perfecto serían unas jugosas empanaditas de carne, de las que llevan pasas de uva y una pizca de azúcar en el lomo.

Por Joaquín Hidalgo

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresión, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groserías, acusaciones sin fundamento e insultos serán eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios